900 11 11 28
CURSOS ENTRENADOR PERSONAL »
 
Compartir: 
 

PROMOCIONAR LA ACTIVIDAD FÍSICA, INVERTIR EN SALUD

 

El pasado mes de junio se publicó en la prestigiosa revista The Lancet el estudio “Use of the prevented fraction for the population to determine deaths averted by existing prevalence of physical activity: a descriptive study”. Esta investigación analizó la prevalencia de actividad física y el riesgo relativo de mortalidad por todas las causas en 168 países. El estudio concluyó que la práctica de actividad física previene 3.9 millones de muertes prematuras en todo el mundo.

 

Por otro lado, la práctica regular de actividad física se ha mostrado eficaz para reducir la aparición de algunas enfermedades. Concretamente, el estudio desarrollado por de Rezende et al., (2018) demostró que la práctica de actividad física estaba asociada con un menor riesgo de padecer algunos tipos de cánceres, especialmente, el cáncer de colón y de mama. Asimismo, Reiner, Niermann, Jekauc y Woll (2013) revelaron que la práctica de actividad física podría reducir el riesgo de obesidad, enfermedad coronaria, diabetes tipo 2, Alzheimer y demencia.

 

A nivel nacional, el estudio publicado por Soriano et al. (2018), analizó el estado de salud de los españoles en el año 2016. En el estudio se identificaron las principales causas de morbilidad y mortalidad durante el periodo temporal de 1990 a 2016. Los resultados demostraron que la principal causa de muerte en nuestro país fueron las enfermedades no trasmisibles (como, por ejemplo, diabetes tipo 2, enfermedades cardiovasculares, etc.) con un 92,8%. La adopción de un estilo de vida saludable, donde se incluye, entre otros, la promoción y práctica de actividad física, podría prevenir o reducir la mortalidad o morbilidad de estas enfermedades.

  

En base a las diferentes evidencias científicas, la práctica regular de actividad física podría prevenir las muertes prematuras y la aparición de algunas enfermedades. Por ello, el sector físico-deportivo parece imprescindible para contribuir en la promoción de actividad física y, en consecuencia, en la promoción de salud.Por lo tanto, parece necesario invertir en el sector deportivo dado que los profesionales del ámbito del deporte, ocio y/o recreación podrían ser agentes claves para paliar algunos de los problemas actuales de Salud Pública.

 

Referencias:

de Rezende, L. F. M., de Sá, T. H., Markozannes, G., Rey-López, J. P., Lee, I. M., Tsilidis, K. K., ... Eluf-Neto, J. (2018). Physical activity and cancer: an umbrella review of the literature including 22 major anatomical sites and 770 000 cancer cases. British Journal of Sports Medicine, 52(13), 826-833.

Reiner, M., Niermann, C., Jekauc, D., y Woll, A. (2013). Long-term health benefits of physical activity–a systematic review of longitudinal studies. BMC Public Health, 13(1), 813. http://www.biomedcentral.com/1471-2458/13/813

Soriano, J. B., Rojas-Rueda, D., Alonso, J., Antó, J. M., Cardona, P. J., Fernández, E., ... Lazarus, J. V. (2018). La carga de enfermedad en España: resultados del Estudio de la Carga Global de las Enfermedades 2016. Medicina Clínica, 151(5), 171-190.

Strain, T., Brage, S., Sharp, S. J., Richards, J., Tainio, M., Ding, D., ... Kelly, P. (2020). Use of the prevented fraction for the population to determine deaths averted by existing prevalence of physical activity: a descriptive study. The Lancet Global Health, 8(7), e920-e930.

 

CURSO PERSONAL TRAINER

 

 
Sobre el Autor: Laura Simón

Foto autor
Esta noticia no tiene comentarios todavía

Nuevo comentario:
Nombre (*)  Email (*)  Mensaje (*)